Ir a la edición completa
elEconomista.es
Martes, 25 de Septiembre de 2018 Actualizado a las 0:15

Ryanair rebaja un 30% sus tarifas en Cataluña para sostener la demanda

13/02/2018 - 12:15
ryanair-avion-dentro-dreamstime.jpg

Ryanair ha anunciado hoy su calendario de invierno 2018 para España, que incluye 29 conexiones nuevas y el incremento de frecuencias en 35 de las rutas de las que opera, con lo que prevé transportar más de 41,5 millones de pasajeros, un 9% más, y superar los 130 millones de viajeros en su ejercicio fiscal, a costa de bajar un 30% los precios para mantener la demanda por la inestabilidad en Cataluña.

Entre las 29 nuevas conexiones figuran una ruta a Barcelona-Malta, de cuatro frecuencias semanales, además de 13 enlaces desde Sevilla, seis desde Valencia, tres desde Palma, tres desde Alicante y tres nuevas rutas desde Tenerife Sur, Gran Canaria y Santander.

La low cost irlandesa, que ya preveía un descenso desde el 9% al 4% en su crecimiento de pasajeros para el cierre del ejercicio (marzo de 2018), desde los 131 millones de viajeros estimados para el año natural cerró 2017 con 129 millones de pasajeros, un alza del 10,2% pero un crecimiento menor del esperado.

"Esperamos un importante y exitoso crecimiento del negocio en España", aseguró hoy el consejero delegado de la compañía, Michael O'Leary, durante una presentación en Madrid en la que dijo que España es un mercado "muy importante" para su compañía pues supone el 27% de sus vuelos. Para celebrar su nueva programación, ha lanzado una oferta de asientos desde 19,90 euros para viajar entre marzo y mayo.

Bajada de precios en Cataluña

La compañía, que emplea a 800 pilotos en España, asegura que seguirá creando empleo y turismo en España, al tiempo que reconoce que la situación en Cataluña es delicada y que les ha obligado "a reducir precios en un 30% en Barcelona para mantener la demanda".

Este decrecimiento se inició a finales de verano -previo al referéndum ilegal del 1 de octubre- y se sigue manteniendo en la actualidad. La aerolínea notó mayor impacto en su operación en Cataluña durante los meses en que el conflicto "fue más mediático", pero aún así mantendrán las tarifas con un descuento adicional mientras se mantenga la tensión.

"Hemos tenido que bajar las tarifas de forma muy significativa para seguir llenando los aviones", justificó el responsable comercial de la aerolínea, David O'Brien.

Estudia abrir en Francia

Junto a la crisis catalana, el Brexit es otro riesgo con el que se enfrentará la aerolínea en los próximos doce meses. A su juicio, compañías como Lufthansa o Air France serían las más interesadas en un Brexit más "duro" porque ello podría obligar a IAG a vender Iberia y Aer Lingus.

Ryanair ha solicitado un certificado de operador aéreo (AOC) ante la Autoridad Civil de Aviación británica (CAA, por sus siglas en inglés) para apuntalar las rutas domésticas que la low cost irlandesa, con sede en Dublín, opera en Reino Unido y que representan alrededor del 2% del negocio de toda su red.

La compañía también se plantea la posibilidad de abrir nuevas bases en Francia y reconoce que se encuentra en negociaciones con cinco aeropuertos clave en el país. El objetivo sería abrir una o dos bases con cinco aviones en cada una y en el caso de que se complicara la situación en el Reino Unido poder desviar medio centenar de aviones a estas bases francesas o a bases españolas.

Llamamiento al sindicato Sepla

Asimismo, la aerolínea irlandesa reclamó al sindicato de pilotos Sepla que no retrase más la votación del incremento del 20% del salario que la compañía está ofreciendo a este colectivo en todas sus bases y que es, apunta, "independiente de las negociaciones que se están manteniendo para el reconocimiento del sindicato".

O'Leary ha recordado que el incremento del 20% salarial que ofrece a sus pilotos supondrá un coste para la compañía de 100 millones de euros anuales, con lo que si se elevan los costes y no se suben precios, habrá que sacar ingresos de otro sitio.

No teme otra fugo de pilotos

Respecto a una nueva fuga de pilotos a Norwegian, como sucedió el año pasado, O'Leary la dio por descartada -unos 1.000 pilotos ficharon por otras compañías según la asociación de pilotos IALPA-. "El aumento salarial del 20% nos hace tener pilotos mejor pagados que Norwegian y en los dos o tres próximos años, los que tendrán problemas serán ellos", dijo.

En relación con la alianza de Ryanair con Air Europa, aseguró que es "buena" y esperan añadir nuevos aeropuertos al de Madrid, pero de momento no se plantean una entrada en el capital de la compañía española.

Por lo que se refiere a la implementación de la nueva política de equipajes, en vigor desde el pasado enero, el CEO de la aerolínea asegura que están teniendo "una buena recepción" tanto por parte de sus trabajadores como de sus clientes.

Atrás | Portada | El Flash del Mercado | Noticias de portada | Índices Mundiales